un espacio abierto sobre libros, literatura, viajes, cine, música, aguardientes y otros destilados ...

sábado, 9 de enero de 2016

un pueblo que se ríe de sus pobres está muerto


un pueblo que se ríe de sus pobres está muerto
al atardecer va por las afueras del pueblo
a coger unos cardos robar unos caquis rebuscar unas almendras
vuelve a casa pegado a las paredes
como un perro abandonado y apaleado
evitando que le vean
furtivo avergonzado
escondiendo su escaso botín
y su triste derrota
desde el bar
dos ex-yonkis
con el corazón tan endurecido como las venas
se ríen cuando le ven pasar
-robaperas- le llaman
deja los cardos los caquis el puñado de almendras
en la mesa de la cocina
y para no tener que ver a su mujer llorar
vuelve a la calle
va al bar
a echar la lotería primitiva
nadie le saluda nadie le dice nada nadie le convida a un vino
nadie se despide cuando marcha
oye reír a los dos ex-yonkis
y decir algo sobre -que pena de hombre- al camarero
deambula por el pueblo
buscando unas colillas
para echar algo de humo
y engañar al hambre
y meterse en la cama sin cenar y sin esperanzas

poema de J.P.G 
ilustración de Eneko

No hay comentarios: